Posts Tagged ‘Feng Shui dinero’

Limpieza general para terminar el año


2014
12.18

El Año Nuevo chino no llegará hasta bien entrado el 2015, más concretamente el 19 de febrero, un poco tardío este año. La tradición oriental indica que dos semanas antes del nuevo año conviene realizar una profunda limpieza general en la casa, para despedir a las energías caducas del año que muere y dar la bienvenida a las nuevas energías frescas del que será el Año de la Cabra de Madera.

En mi caso particular, hace semanas que siento que el año está finiquitado. Las energías parecen moverse lentamente, los asuntos no avanzan, todo parece un poco atascado. Incluso en la casa se producen pequeños incidentes constantemente: una bombilla que se funde, una puerta que se atasca, un grifo que no deja de gotear… mentalmente me hacen pensar que debo mirar hacia adentro y encontrar soluciones a esos pequeños problemas que hacen que tu vida no progrese como deseas.

Así que días atrás me puse manos a la obra. He revisado armarios, cajones, objetos, muebles, cuadros, fotos, textiles… todas las cosas que me rodean y que, mayoritariamente, llevan años en el mismo sitio. He anotado todo lo que está demasiado viejo, feo, defectuoso o resulta ya inservible. Varias cajas se han llenado de ropa que no me sirve, de juguetes demasiado infantiles, de calzado… y se han donado a la beneficencia. Los muebles que peor aspecto tienen van a ser pintados o restaurados, he retapizado alguna silla… voy a coser cortinas nuevas y voy a intentar organizar mejor las cosas y el espacio para que la energía se mueva libremente, sin que tropiece todo el tiempo con algún objeto fuera de lugar.

Y ahora toca la limpieza a fondo. Es increíble cómo va cambiando una casa a lo largo de los años sin que nos demos cuenta. Todo envejece, se deteriora, va tomando un aspecto diferente, la pintura de las paredes se oscurece… y el conjunto empieza a parecer más viejo, más usado, menos luminoso. Esto hará que nuestra vida e incluso nuestro ánimo refleje ese mismo “cansancio”. Y no debemos bajar la guardia. Así que este año he empezado mi limpieza de fin de año antes de lo previsto, para estar segura de que lo haré bien y a profundidad. Así, en cuanto crucemos el umbral del año nuevo, la casa (y los que vivimos en ella) estaremos preparados para renovar nuestra propia energía y, con ello, afrontar con más garantías de éxito los retos que se nos presenten en 2015.

Desintoxicar cuerpo y mente


2014
06.18

   Últimamente están apareciendo toda clase de recetas y sistemas casi “milagrosos” que prometen desintoxicar tu cuerpo. ¿Podemos fiarnos de la publicidad? ¿Realmente es necesario limpiar nuestro organismo? Tengamos en cuenta que vivimos inmersos en un mundo contaminado, que el estrés de la vida diaria también provoca daños orgánicos, y que la alimentación no es siempre todo lo buena que debería ser. Con estos parámetros, está claro que es importante cuidarnos más. Y para ello sólo hay una fórmula secreta: minimizar la cantidad de toxinas que entran en nuestro cuerpo y maximizar las que salen. ¿Cómo hacerlo? Siguiendo este decálogo.

-Mantente hidratad@:  la mayor parte de nuestro cuerpo (el cerebro también) está formado por agua y la aportación de agua es importantísima para mantener el equilibrio y la salud. ¿Cuánta agua? Unos 8 vasos diarios, lo que equivale a dos litros. Es preferible que el agua no esté demasiado fría.

-Come limpio: esto significa que hay que elegir los alimentos más naturales posibles. Evita las comidas preparadas y los alimentos procesados al máximo. Intenta comprar fruta, verdura, carne, huevos y pescado de procedencia orgánica, que no hayan sido rociados con pesticidas o alimentados con hormonas y antibióticos, como ocurre en la mayoría de lo que compramos en el supermercado.

-Medita: veinte minutos por la mañana y otro tanto por la noche es perfecto, pero si no dispones de tanto tiempo, cualquier rato dedicado a la meditación es importante, porque limpia la mente. Es una práctica saludable con casi infinitos beneficios.

-Haz ejercicio: las personas que mantienen la rutina deportiva son más sanas y están menos estresadas. Si ya estás acostumbrad@, perfecto. Si no lo haces todavía, intenta marcar unos días a la semana (2 ó 3 para empezar) para hacer ejercicio. Puede ser algo suave, como el yoga o caminar; o bien algo más aeróbico (la natación, correr, bicicleta) o incluso bailar.

-Suda: el sudor ayuda a deshacernos de muchas toxinas de una forma natural. Por eso también son recomendables prácticas ancestrales como la sauna o el baño turco.

-Evita los tóxicos:  el alcohol, el café y todos los alimentos altamente procesados (elaborados en fábricas con infinidad de ingredientes artificiales) así como los alimentos muy refinados (harina blanca, azúcar blanco…) son veneno para nuestro organismo. Intenta evitarlos en la mayor medida posible y sustitúyelos por alimentos sin procesar, por comidas y postres elaborados en casa, té, zumos y batidos naturales.

-Deshazte de los malos hábitos: fumar, beber alcohol, tomar medicamentos no recetados por un médico, dedicarse a chismorrear y criticar, hacerse la víctima, preocuparse en exceso, el perfeccionismo llevado al límite… son muchos los hábitos que contribuyen a enfermar nuestro cuerpo y nuestra mente. Lo más importante es ser conscientes de ellos para después eliminarlos. Cuando lo hagas, te sentirás como nuev@.

 -Cuida el sistema digestivo: la digestión es la manera natural de aprovechar los elementos nutritivos y de eliminar lo que le sobra al cuerpo, por eso es importante mantenerla en perfecto estado. Si crees que tus procesos digestivos o de eliminación no funcionan de forma ordenada y equilibrada, consulta con un médico la mejor manera de recuperar sus funciones naturales. Un cambio en la dieta, más agua y más tranquilidad suelen ser claves.

-Relaciónate con la naturaleza: el mar y el bosque son fuentes naturales de iones negativos (que curiosamente resultan muy positivos para la salud humana), así que intenta entrar en contacto con cualquiera de estos elementos de forma periódica. Un paseo a la orilla del mar o una caminata por la montaña ayudan a respirar aire puro y a llenarse de energía renovada.

-Fitoterapia: la medicina natural a base de hierbas puede ser una buena ayuda en caso de que todos los consejos anteriores no basten para recuperar la salud y la calma. Consulta con un profesional serio que pueda aconsejarte un suplemento natural para seguir eliminando toxinas.

¡Hora de hacer limpieza!


2014
01.18

Hace un par de días empezó a brillar en el cielo una inmensa Luna llena preciosa. Es el preludio que anuncia que pronto se celebrará el Año Nuevo chino, porque las fechas para elegir el cambio de año en la tradición china se eligen mirando a la Luna y no al Sol, como hacemos en Occidente. De forma que en este 2014 el nuevo año chino dará comienzo el 31 de enero y será el Año del Caballo de Madera.

Ante el comienzo de un nuevo año todos nos preguntamos ¿qué tal nos irá este año? Yo utilizo un truco personal para orientarme en eso de las predicciones, que suelen ser muy generales. Verás, en el calendario chino, el signo (caballo, perro, rata…) se repite cada doce años. Por eso vuelvo la vista atrás e intento recordar cómo fueron los anteriores años caballo que he vivido: 2002, 1990, 1978, 1966. En mi caso particular, todos ellos fueron años de cambios bastante radicales e inesperados. De modo que me voy preparando mentalmente para afrontar un año que probablemente venga cargado de cambios y novedades.

Los chinos se preparan también para recibir el año nuevo poniendo en práctica un montón de rituales y celebraciones. El 17 de enero comenzó la etapa destinada a realizar una profunda limpieza de la casa, para “barrer” hacia afuera las viejas energías que va dejando el Año de la Serpiente (2013) que ahora termina. Es un proceso importante que podemos hacer también en Occidente con la intención de dejar la casa perfectamente limpia para recibir las nuevas energías del año nuevo.  Este ciclo de limpieza se prolonga hasta el próximo 23 de enero y en él deberemos deshacernos de todo lo viejo, feo, roto e innecesario que nos rodea, liberando nuestro hogar de “asuntos pendientes”.

El modo más efectivo de realizar esta limpieza es comenzar desde las habitaciones más alejadas de la puerta principal e ir limpiando hacia esa dirección. Al finalizar, recogeremos los desperdicios y los tiraremos a la basura. Limpiar moviéndonos hacia la puerta tiene un significado simbólico: estamos invitando a la porquería a salir de nuestra casa.

Deshacernos de estas energías viejas de 2013 es crucial para poder dar la bienvenida a la fresca energía nueva de 2014. Si no lo hacemos, conviviremos durante este año con todos los asuntos pendientes, caducados o problemáticos de 2013, provocando que en nuestro hogar se afiancen energías de estancamiento, ataduras al pasado, falta de objetivos y sensación de desorden y pocas ganas de hacer cosas.

Dice la tradición china que todos los utensilios de limpieza que hayamos usado durante estos días (del 17 al 23 de enero) deberán guardarse después fuera de la vista, en un lugar cerrado, de donde no deben volver a salir hasta pasado el Año Nuevo, es decir, hasta el 31 de enero. Al terminar la limpieza se suele colgar en la puerta principal de la casa un adorno de color rojo, generalmente un lazo o el símbolo Fu Dao, que significa “la suerte ha llegado”.

Días negativos y positivos en el mes del Conejo de Metal


2011
03.06

    Si ayer explicaba cómo estarían las Estrellas Voladoras durante el mes del Conejo de Metal que comienza hoy y acaba el 4 de abril, ahora hablaremos del calendario tradicional chino Tong Shu. Como sabes, este peculiar calendario chino ofrece información sobre el tipo de energía propicia para cada día del mes, de forma que podemos tachar en rojo los peores días para evitar hacer cosas importantes en ellos y aprovechar los días más favorables para aquellas cuestiones para las que deseamos un final feliz.

   Para ofrecer una lectura más simplificada, he elaborado este calendario con las fechas divididas en colores. La clave de interpretación es la siguiente:

  • EN ROJO: Días negativos que no deben usarse para ninguna actividad importante.
  • EN ROSA: Días negativos, aunque con menos carga energética que los anteriores.
  • EN VERDE: Días excelentes, los más positivos del mes.
  • EN AZUL: Días de energía positiva, aunque no tanto como los anteriores.
  • EN BLANCO: Días neutrales

   Vamos pues a ello. El mes comienza con malos augurios. Los tres primeros días, es decir, el domingo 6, el lunes 7 y el martes 8 vienen señalados en rojo. El domingo 6 hay probabilidades de sufrir un robo, mientras que el lunes 7 se produce el “choque del mes” y el martes 8, el “choque del año”. Ambos son días en los que será mejor quedarse tranquilitos, sin emprender ninguna actividad importante.

   La misma energía negativa tendremos los días 18, 19 y 20, cuando se repite la secuencia, e idéntica también para los días 30 y 31 de marzo, además del 1 de abril. Los días 12 y 24 de marzo no son apropiados tampoco para ninguna actividad importante.

   En cambio tendremos tres días de excelente augurio: 9 y 21 de marzo (tenemos ahí el equinoccio de primavera en el hemisferio norte), así como el 2 de abril. Cualquier iniciativa que pongamos en marcha en estas fechas tiene grandes posibilidades de convertirse en un éxito. Ojo quienes tengan que programar una cita amorosa, una entrevista de trabajo o una reunión de negocios. Serán los mejores días del mes.

   También de carácter positivo, pero algo menos rotundo, tendremos los días 11, 13, 15, 23, 25 y 27 de marzo, además del 4 de abril. Los días 16 y 17, 28 y 29 serán también días de energía positiva.

   El resto de los días se consideran “usables”, poque su energía es neutral, ni demasiado negativa ni positiva en exceso.

 

Un ejercicio divertido


2011
02.26

    Como sabes, el Sudeste de tu casa es el lugar donde se aloja la energía de la riqueza y conviene alimentarla y cuidarla para que no se descomponga o salga huyendo. Por eso hoy te invito a que hagas un ejercicio divertido que te dará algunas claves sobre cómo eres tú, cómo es tu casa, qué tipo de cosas valoras y… cómo es tu vida económica.

   La idea es acercarte a la habitación que ocupa el Sudeste de tu casa y recorrerla detenidamente haciendo un recuento mental de cuántas cosas hay allí que puedan calificarse como lujosas, de excelente calidad, exquisitas, caras o de lujo.

   Aunque el concepto de algo lujoso es diferente para cada persona, hay ciertos elementos que todos consideramos extraordinarios, sólo al alcance de unos pocos: las obras de arte, las antigüedades, las alfombras buenas, los tejidos más renombrados, los muebles de maderas nobles, etc.

   ¿Cuántas de esas cosas te rodean? Es probable que si tu actual situación económica es mediocre o tambaleante no encuentres nada de eso a tu alrededor. A muchas personas no les gustan este tipo de cosas, pero son la clase de objetos que emanan energía de riqueza.

   Cuando uno decide decorar su casa con muebles baratos de una multinacional que explota a sus obreros y con baratijas de adorno fabricadas por personas que están presas en una cárcel está llenando su hogar con energía de escasez, de rebaja, de pobreza, incluso de sufrimiento.

   No es necesario tener una casa llena de objetos que no nos gustan por muy caros o elegantes que sean, sino de cosas que realmente consideramos valiosas, elaboradas con buenos materiales, por buenos artesanos a los que se les paga dignamente y que nosotros valoramos por su valor intrínseco o sentimental.

   Esos objetos especiales y queridos irradiarán cada día su magnífica energía al Sudeste de nuestra casa, donde, por analogía y atracción, se acumulará la energía de la riqueza y la abundancia. Si lo hacemos así, nos espera otro tipo de vida, mucho mejor.